10 tips de Francisco: “ayunar es liberar nuestra existencia de todo lo que estorba, incluso de la saturación de informaciones y productos de consumo”

Resultado de imagen para papa francisco

El papa Francisco difundió un mensaje por el comienzo de la Cuaresma cristiana. DN comparte diez ideas.

1.Acumular amor

Haciendo la experiencia de una pobreza aceptada, quien ayuna (…) “acumula” la riqueza del amor recibido y compartido.

2.Lo que estorba

Ayunar significa liberar nuestra existencia de todo lo que estorba, incluso de la saturación de informaciones —verdaderas o falsas— y productos de consumo.

3.Dar perdón

Al recibir el perdón (…) también nosotros nos convertimos en difusores del perdón: al haberlo acogido nosotros, podemos ofrecerlo, siendo capaces de vivir un diálogo atento y adoptando un comportamiento que conforte a quien se encuentra herido.

4.Cuidar la tierra

El tiempo de Cuaresma está hecho para esperar, para volver a dirigir la mirada a la paciencia de Dios, que sigue cuidando de su Creación, mientras que nosotros a menudo la maltratamos.

5.Ser amable

A veces, para dar esperanza, es suficiente con ser una persona amable, que deja a un lado sus ansiedades y urgencias para prestar atención, para regalar una sonrisa, para decir una palabra que estimule, para posibilitar un espacio de escucha en medio de tanta indiferencia.

6.Decir palabras de aliento

Estemos más atentos a decir palabras de aliento, que reconfortan, que fortalecen, que consuelan, que estimulan, en lugar de palabras que humillan, que entristecen, que irritan, que desprecian.

7.Alegrarse cuando el otro crece

La caridad se alegra de ver que el otro crece. Por este motivo, sufre cuando el otro está angustiado: solo, enfermo, sin hogar, despreciado, en situación de necesidad. La caridad es el impulso del corazón que nos hace salir de nosotros mismos.

8.Compartir

Lo poco que tenemos, si lo compartimos con amor, no se acaba nunca, sino que se transforma en una reserva de vida y de felicidad.

9.Luz interior

En el recogimiento y el silencio de la oración, se nos da la esperanza como inspiración y luz interior, que ilumina los desafíos y las decisiones de nuestra misión.

10.El corazón

La Verdad no es una construcción del intelecto, destinada a pocas mentes elegidas, superiores o ilustres, sino que es un mensaje que recibimos y podemos comprender gracias a la inteligencia del corazón, abierto a la grandeza de Dios.